INICIO

Matemáticas y Cine

 

   EL CÓDIGO DA VINCI

Ficha técnica.- Título: El Código Da Vinci (The Da Vinci Code). Director: Ron Howard. Actores: Tom Hanks, Audrey Tautou, Jean Reno, Paul Bettany, Ian McKellen, Alfred Molina, Etienne Chicot. Guión: Akiva Goldsman, según la novela de Dan Brown. Producción: Sony Pictures & Imagine Entertainment EE.UU. 2005. Distribución: Columbia Tri Star Films España.

Argumento.- El catedrático y afamado simbologista Robert Langdon es llamado una noche al Museo del Louvre, cuando el asesinato de un conservador deja tras de sí un misterioso rastro de símbolos y pistas. Con su propia vida en juego, Langdon, ayudado por la criptógrafa de la policía Sophie Neveu, descubre una serie de secretos ocultos en la obra de Leonardo Da Vinci. Todos apuntan a una sociedad secreta, El Priorato de Sion, encargada de custodiar un antiguo secreto que ha permanecido oculto durante dos mil años: el verdadero papel de María Magdalena en la historia de Jesús y del cristianismo, silenciado por la Iglesia. Juntos se embarcan en una emocionante búsqueda que los lleva a París, Londres y Escocia, mientras reúnen pistas en un intento desesperado de descifrar el código y revelar secretos que harían tambalear los cimientos del Catolicismo oficial.

Comentario.- Esta película es mediocre como obra cinematográfica, pero ha tenido gran notoriedad por la oposición a su proyección de la jerarquía eclesiástica y del Opus Dei, quienes de esta forma le han hecho la mejor campaña publicitaria. En su trama aparecen varios códigos que son matemáticos y refuerzan el halo de secretismo que se pretende. Son elementos instrumentales para la historia, glosados con mayor detalle en la novela original. Se trata de:

- La Sucesión de Fibonacci, la Sección Aúrea y el Pentagrama, todos ellos relacionados entre si. Al comienzo, en el suelo del lugar donde se encuentra el cuerpo del conservador del Louvre asesinado, hay escritos algunos números. Sophie, su nieta, reconoce la secuencia numérica y la interpreta como una señal. Más tarde, cuando tiene la llave de la caja de depósitos del banco y comprende que necesita un número de cuenta para tener acceso a ella, las cifras se ordenan ascendentemente para darle la solución. Es la Sucesión de Fibonacci: 1, 1, 2, 3, 5, 8, 13..., en la que cada número es la suma de los dos anteriores.

El cuerpo sin vida del conservador está colocado imitando la forma del dibujo de Leonardo, el Hombre de Vitruvio, que, a su vez, simula la forma de un Pentagrama o estrella de cinco puntas. Asimismo esa estrella ha sido marcada con sangre sobre su pecho. El Pentagrama era el símbolo de los Pitagóricos, que aspiraban a explicar el universo entero a través de los números. En su interior, relacionando segmentos, se obtiene varias veces la Razón Aúrea, el número  irracional 1,618... presente con profusión en la Naturaleza y también en las proporciones de gran parte de las pinturas clásicas, en particular de Leonardo Da Vinci. El mensaje cifrado que ha dejado el conservador envía precisamente a uno de sus cuadros La Gioconda, cuyo famoso rostro sigue la proporción aúrea.

Para mayor redundancia, el cociente entre cada dos términos consecutivos de la Sucesión de Fibonacci tiene como límite a la Razón Aúrea. Así que, a buen entendedor, el mensaje del conservador es incluso repetitivo: la pista a seguir está en la obra de Leonardo da Vinci y su llave es la Sucesión de Fibonacci.

- Isaac Newton, de quien se dice que fue dignatario del Priorato de Sión. Una de las escenas claves en el desenlace de la historia se desarrolla en su tumba, en la Abadía de Westminster en Londres. Recordemos que Newton, héroe nacional británico, fue enterrado con honores de rey. Langdon desvela una pista cifrada reflexionando sobre los detalles de este túmulo funerario.

Museo del Louvre - París

- La pirámide. Varias veces en la película, pero decisivamente en la escena final en El Louvre, se abunda en la simbología esotérica asociada a la pirámide (principio masculino) y a la pirámide invertida (principio femenino).

 

 

 

       El Hombre de Vitrubio - Leonardo Da Vinci

 

Tumba de Isaac Newton

 en la Abadía de Westminster

 

 

 

(C) José María Sorando Muzás

jmsorando@ono.com